Páginas

5 de enero de 2011

2011 = 4 (mi número preferido)

Primera entrada del 2011. Un año lleno, desbordante, de expectativas en todos los ámbitos de mi vida. Internamente, sé que éste va a ser mi gran año. En lo estrictamente literario, estoy con muchas ganas de cultivar lo que empecé el año pasado.

Para variar, terminé el año comprándome nuevos libros, motivo por el cual tuve que hacer lugar en mi biblioteca y donar libros antiguos.

Fueron mis adquisiciones: "El Necronomicón" de H.P. Lovecraft, "El Señor de los Anillos - La Comunidad del Anillo" de Tolkien, "Harry Potter y la Piedra Filosofal" de J.K Rowling y "Misery" de Stephen King. Había finalizado el año leyendo "El traje del muerto" de Joe Hill (hijo de Stephen King) que no me deslumbró mucho y quise meterme en el mundo de las sagas, de lo fantástico, del terror de Stephen King en sus comienzos y chusmear en el universo de Lovecraft.

No sé si lo dije en alguna oportunidad pero mi destino como escritora va por el camino de estos autores. En realidad, adoro desde muy chica el género del terror. Ahora no tanto el terror explícito, con monstruos o muertos vivos, el que me fascina es el terror psicológico como el que vemos en las películas de "El juego del miedo" o el suspenso de "Sexto sentido". Como el que estimo se ve plasmado en "Misery" de Stephen King teniendo en cuenta su argumento. Ya les contaré.

Bueno, la cuestión es que me propuse leer autores que sean "de mi palo" (mejor dicho, yo del de ellos). Asumí que no soy del estilo de Borges ni Cortázar, aunque les tenga mucho respeto y admiración. Tampoco del tipo Isabel Allende que escribe historias familiares casi autobiográficas. Soy más como Stephen King en "Cementerio de Animales" y "Christine", los libros que me hicieron descubrirlo a mis 9 años.

Otra propuesta que me hice para el 2011 es escribir y participar de Concursos Literarios. Participar, mantenerme activa en la escritura. Además, quien te dice capaz a algún loco le guste lo que escribo.

En realidad, modestia aparte, desde que empecé a escribir prácticamente que me elogian la escritura. Justamente hace unos días mi mamá me dice: "No es porque seas mi hija, pero vos escribís tan bien. Tenés el don de la escritura", a lo que le contesté: "Vos porque no leíste lo que escriben mis compañeros del taller literario. Yo soy un desastre al lado de ellos!!" jaja

Es la verdad, no lo voy a negar, me falta mucho por recorrer pero sí coincido en que la escritura es un don, no se adquiere yendo a un curso. En un curso, lo que uno hace es desarrollar ese don que ya lleva consigo. Como la pintura, la escultura, no son artes que puedan aprenderse así como así. Es mi opinión.

Para terminar, ayer volví a la librería -tengo una camino a casa que me puede- y me compré "Diarios" de Alejandra Pizarnik y "El caballero que cayó al mar" de H.C. Lewis. Falté totalmente a mi propósito de comprar libros de literatura fantástica, ciencia ficción, terror y/o suspenso pero no tuve remedio.

"El caballero que cayó al mar" es una especie de "Relatos de un náufrago" (Gabriel García Marquez) pero con un tono más filosófico. Es un libro flaco en su presentación aunque dudo que lo sea en su contenido que responde a una pregunta "¿Qué salvar de una vida?. Como suelo tener mis momentos filosóficos, me lo llevé.

Después, hojeé los "Diarios" de Alejandra Pizarnik y en cada frase que leí al azar me sentí identificada. Es algo así, salvando las distancias, como si el día de mañana plasmara en un libro mis pensamientos escritos, mis notas sueltas, mis borradores. Cuando llegué a casa y lo revisé más en profundidad, leí en la solapa un dato que me dejó perpleja: Alejandra falleció de un ataque al corazón a los 36 años.

2 comentarios:

  1. muy linda la pagina, me gusto lo que escribiste, mucha suerte para este año nuevo, te va a ir de 10!!!

    ResponderEliminar
  2. Graciasd Ge! Todos los éxitos para vos también este año! Te quiero mucho!

    ResponderEliminar